Para la construcción de esta casa flotante llamada Silverbeaver y situada a orillas del río Hunte en Alemania, se plantearon tres bases muy importantes. Por un lado la casa tenía que ser respetable con el medio ambiente, segundo que su construcción tuviera un precio razonable y por último tenia que ser elegante. Tres características que se repiten en todos los espacios exteriores e interiores de la casa de forma permanente.

En el exterior todo el revestimiento es de madera de alerce sin tratamiento y en el nos encontramos con dos terrazas, una de ellas en el tejado donde se puede disfrutar de la fabulosa tranquilidad que respira el lugar.

En el interior nos encontramos un lugar calido donde podemos encontrar piezas de los años ‘40 perfectamente combinadas con otras más contemporáneas.

Resalta la elección del suelo laminado de la firma Resopal que da un contraste interesante al interior de la vivienda.

La naturaleza y los animales juegan un importante papel en este hogar especial.

En el salón encontramos divertidas casas para los gatos colgadas en la pared que a su vez cumplen un papel decorativo.

Las plantas por último añaden un toque de naturaleza que se extiende en el exterior a través del río de esta casa flotante.

Diseñado por Flo Florian y Sascha Akkermann de Confused-Direction

Leave a Reply
Your email address will not be published.
  • ( will not be published )